Panorama Cajamarquino

En Cajamarca boticas de la muerte venden medicinas no aptas para consumo humano

En lo que va del año, a través de operativos se han identificado a 18 establecimientos informales y 12 clandestinos.

La arraigada costumbre de automedicarse, es decir tomar medicamentos sin receta o recurrir a locales farmacéuticos informales, puede causar la muerte de una persona, porque de acuerdo a los últimos operativos realizados por la Dirección Regional de Medicamentos, Insumos y Drogas (Diremid) de Cajamarca, se ha llegado a determinar la venta indiscriminada de fármacos no aptos para el consumo humano.

Jaime Pacheco, jefe de la Diremid Cajamarca, dijo que actualmente la entidad que dirige, junto al Ministerio Público, viene realizando constantes operativos destinados a erradicar el comercio ilegal de medicinas en todas sus modalidades, tal es el caso de la comercialización de productos vencidos, de contrabando y todo lo que tenga que ver con la venta ilegal de productos farmacéuticos.

Afirmó que en lo que va de abril se han encontrado a 16 boticas que no cumplen con los requisitos establecidos por ley.

Señaló que de 549 establecimientos existentes en Cajamarca, el 3 %, es decir 18, son informales, y otro 2 %, 12, son clandestinos, por lo que se está procediendo a su cierre definitivo con apoyo del Ministerio Público y de la Policía Nacional.

Según el funcionario, en los locales clandestinos e informales e incluso en algunos regulares, se ha detectado la venta de medicamentos y otros productos vencidos y falsificados, poniendo en grave riesgo la salud de quienes los consumen, por lo que se está procediendo a su clausura definitiva y a la denuncia penal correspondiente por atentar contra la salud pública.

Para Pacheco resulta increíble que exista gente que pretenda traficar con la salud de las personas, exponiéndolas a la muerte, haciéndolas consumir fármacos no aptos para el consumo humano, lo cual no se va a permitir, por cuya razón la Diremid está continuamente trabajando para erradicar esta lacra social.

Aun cuando para la gente común y corriente resulta difícil detectar la calidad de un medicamento, si es falso o no, el funcionario exhortó a toda la población a tomar precauciones al momento de adquirir un producto farmacéutico, recurriendo a farmacias debidamente autorizadas por la Diremid, que cuente con su respectiva licencia de funcionamiento y un profesional químico farmacéutico que garantice la venta de fármacos de calidad.

Alertó también sobre la presencia de traficantes de medicinas, entre ellos mochileros que llegan a la ciudad de Cajamarca para ofrecer productos a muy bajo precio, pero que en realidad se trata de productos falsificados, siendo inclusive sorprendidos en muchos casos los propios químico farmacéuticos.

En twitter: @PanoramaCajmar

En facebook: @panorama.cajamarquino