Panorama Cajamarquino

Clausuran bar “Las Calaminas” donde se agredió a autoridades

Lugar era prostíbulo clandestino.

La proliferación de locales dedicados a ilícitas actividades y que funcionan bajo la fachada de restaurantes o bar cantina, continúan proliferando en la ciudad a pesar de los constantes operativos que realizan las autoridades para desterrarlos y darle la tranquilidad que la población cajamarquina necesita.

Para evitar que estos establecimientos sigan funcionando de manera ilegal, la Municipalidad Provincial de Cajamarca a través de la Subgerencia de Fiscalización, Licencias y Control de la Policía Municipal clausuró temporalmente con bloques  de concreto  el local conocido como Las Calaminas, ubicado en la cuadra 17 de la Av. Vía de Evitamiento Sur, declarado además de alto riesto por  Defensa Civil y donde funcionaba una bar cantina sin contar con la respectiva licencia municipal de funcionamiento.

La Subgerente de Fiscalización, Licencias y Control de la Policía Municipal Judith Meza Abanto, indicó que esta medida se realiza ante las constantes quejas de los vecinos y luego de varìas notificaciones a la propietaria de este local clandestino.

“Hoy cerramos este local temporalmente, hemos comprobado que aún siguen atendiendo pese a las sanciones impuestas,  se ha procedido a colocar bloques  de concreto  en las puertas para impedir el ingreso de la gente, ya que corren mucho peligro, además  la se le impondrá una multa superior a los seis mil soles por desobediencia a la autoridad” expresó la funcionaria.

Gracias al  apoyo de la Policía Nacional, del Serenazgo y de la Policía Municipal, se logró cerrar este local y en esta oportunidad la propietaria y sus acompañantes no opusieron  resistencia como ocurrió la semana pasada.

Como se  recuerda, algunos días atrás se realizó un operativo en este mismo establecimiento, donde se encontraron  a varias mujeres que aparentemente atendían como damas de compañía. En aquella ocasión la administradora  del local junto a una de sus acompañantes,  agredieron a las autoridades, lanzándoles botellas llenas de cerveza en un claro acto de desobediencia y desacato a la autoridad

Por su parte, el subgerente  Defensa Civil del municipio provincial Wilder Narro, indicó que este recinto no cuenta con las medidas de seguridad y exhortó a quienes suelen  concurrir a este tipo de establecimientos  a no arriesgar sus vidas.

“Las paredes están mal construida, el sistema eléctrico es inadecuado, no existen medidas contra incendios y hemos declarado en alto riesgo y  no apto para reuniones, queremos decirle a la gente que asistir a este tipo de locales, corren mucho peligro”,precisó Narro Martos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *