Panorama Cajamarquino

“En el Perú el registro de marca se otorga con mucha rapidez”

A la fecha, en el país, el reconocimiento de un derecho de propiedad intelectual se obtiene en cuatro meses gracias a los cambios normativos efectuados, dijo el experto, ORGE Allende, presidente de la asociación peruana de propiedad intelectual que detalló algunas propuestas de modificación a la Decisión 486 de la CAN y sugirió mayor interrelación con la Sunarp para evitar controversias.

Por: Paul Neil Herrera Guerra

–¿Cómo evalúa la regulación peruana en materia de propiedad intelectual y derechos de autor?

–Es extensa y específica. Lo bueno es que la legislación es la misma desde hace varios años, que no ha variado mucho. En materia de propiedad intelectual, el país se rige por la Decisión 486 de la Comunidad Andina (CAN), que está reglamentada por el Decreto Legislativo N° 1075.

–¿Se aplica correctamente esta normativa?

–Sí. No obstante, Colombia ha planteado modificaciones a aquella decisión y lo ha comunicado a los demás integrantes de la CAN, por lo que cada país miembro presenta sus propuestas de modificación a la Decisión 486. Nuestra asociación tiene buena relación con las autoridades del Indecopi, y como gremio hemos presentado algunas iniciativas de modificación a esa decisión.

–¿En qué consisten las propuestas presentadas por la asociación y qué se pretende con ellas?

–Las iniciativas expuestas se refieren al tratamiento de las oposiciones, de los plazos y de las formalidades que se deben cumplir en materia de propiedad intelectual. Se trata de precisiones a ciertos artículos de la decisión y, como esta se aplica a Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia, naciones con realidades distintas y con normativas internas propias, lo que se pretende es unificar esa regulación para que se aplique de igual manera a cada país. Se apunta a mejorar la Decisión 486 y los cambios que proponemos como asociación se orientan a proporcionar mayor protección al consumidor y usuario, y a que exista mayor celeridad en el otorgamiento de derechos de propiedad intelectual.

–¿Es buena la labor del Indecopi en materia de protección de la propiedad intelectual?

–Sí, es muy buena en los ámbitos local y latinoamericano. Por ejemplo, el registro de una marca en el Perú, con todos los cambios adoptados, demora ahora cuatro meses, mientras que en Brasil tarda aproximadamente tres años. Por tanto, el Indecopi es una de las oficinas en el mundo que otorga bastante rápido el registro de una marca. Además, el Indecopi, mediante sus direcciones, fomenta la educación de la población en materia de propiedad intelectual.

–¿Cómo evalúa el desempeño del Tribunal del Indecopi?

–Trabaja muy bien. Los cambios normativos efectuados permiten que casos no contenciosos sean conocidos en segunda instancia por la misma comisión de signos distintivos. Esto ha ayudado a la descarga de trabajo del tribunal y ha posibilitado que los procedimientos sean más ágiles.

–¿Observa un mayor acercamiento del Indecopi al ciudadano que quiere proteger sus derechos de autor y de propiedad intelectual?

–Sí, bastante. Es más, en el Indecopi no hay defensa cautiva, no se necesita abogado para acceder a los servicios que brinda. Asimismo, la institución puso a disposición del usuario, del ciudadano de a pie, oficinas de atención en las que se explica cómo realizar una búsqueda de marcas, cómo presentar su solicitud, el tiempo que se tiene.

Gremio profesional

La Asociación Peruana de Propiedad Industrial y Derechos de Autor es una organización sin fines de lucro que agrupa a profesionales unidos por el bien de la propiedad intelectual que pretende trabajar de la mano con el Indecopi, sostuvo Allende, quien detalló que el jefe de la entidad estatal, Ivo Gagliuffi, también es miembro de la asociación.. “Entre los planes que tenemos están hacer seminarios, actividades de educación para la población respecto a temas de propiedad intelectual”.

Sugerencias

A criterio de Allende, es conveniente una mayor interrelación entre las oficinas del Indecopi.

También advierte la necesidad de que exista mayor interrelación entre esta entidad y la Sunarp para evitar discusiones entre las marcas y las denominaciones o razones sociales.

El artículo 9 de la Ley General de Sociedades establece que no puede registrarse como razón social una denominación que esté inscrita como marca en el Indecopi; de lo contrario, se abre la posibilidad de iniciar un proceso de nulidad de acto jurídico en el Poder Judicial, explicó el experto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *