Panorama Cajamarquino

Preocupación por Dembelé

 

En el mercado de fichajes de mitad de año de 2017, Barcelona supo hacerse con los servicios del extremo francés Ousmane Dembelé al pagar 105 millones de euros. El ex jugador del Borussia Dortmund llegó como una estrella al conjunto culé, pero ha pasado desapercibido. Lesionado mayormente, el también ex Rennes ha sido visto más tiempo en la enfermería que en el Camp Nou (solo 395 minutos en lo que va de la temporada).

Además, este lunes el diario AS sostiene que en su edición digital que en el ‘Barza’ hay cierta preocupación por los hábitos que ha tenido  Dembelé desde que llegó. Apuntan que es muy descuidado en su alimentación ya que le gusta la comida rápida. Esto – según el citado medio – haría que esté más expuesto a lesiones.

Además, afirman también que a Dembelé le gusta la vida nocturna. Añaden que sus padres se han separado y que esto ha hecho que no se encuentre bien emocionalmente. No se entienden con sus compañeros y la mayoría del plantel y directiva espera que Samuel Umtiti y Lucas Digne, compatriotas suyos, hablen con él.

El pasado domingo, el delantero estuvo en el banquillo del partido ante Atlético de Madrid (1-0) por la Liga Santander. Ernesto Valvede lo mandó a calentar, pero finalmente decidió por no hacerlo ingresar en la victoria ante los dirigidos por el argentino Diego Simeone.