Panorama Cajamarquino

Juez dejó en libertad a un sujeto que violó a anciana de 84 años

 

Con un polémico fallo.

 

Celendín (Por: Eler Alcántara Rojas).- Un sujeto acusado de ultrajar sexualmente a una indefensa anciana de 84 años de edad quedó en libertad, luego de que el Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial de la Corte Superior de Justicia de Cajamarca lo absolviera de los cargos imputados en medio de un polémico fallo.

Para quedar en libertad, Francisco Neiser Muñoz Marín, de 35 años, sorprendió a los magistrados ensayando argumentos poco creíbles, pero también gracias a la apreciación subjetiva que la Corte tuvo del delito cometido.

El sujeto estaba en prisión desde noviembre pasado luego de que agentes de la Comisaría de la Policía Nacional de Celendín lo capturara al estar prófugo de la justicia.

Francisco Muñoz fue sindicado de violar a una humilde octogenaria en su vivienda, en una noche de abril del 2014 en la comunidad de Llanguat. El acusado aprovechó la soledad del domicilio de la víctima de iniciales A.C.S. para dar rienda suelta a sus bajos instintos y luego huir con rumbo desconocido.

El Ministerio Público lo procesó por el delito contra la libertad sexual en su figura de violación de persona en incapacidad de resistir y demostró que -en efecto- Muñoz Marín sí tuvo acceso carnal con su víctima. La prueba de ADN y la homologación de espermas encontrados en la anciana lo incriminaron indiscutiblemente, a pesar que negó los hechos en más de una oportunidad.

Para eludir a la justicia, el imputado se rectificó en sus declaraciones señalando que sostenía una relación sentimental con la octogenaria desde que tenía 17 años, por lo que el acto sexual consumado habría sido de mutuo acuerdo. Este hecho tampoco sería del todo cierto, pues, según el certificado médico legista, la víctima presentó lesiones en sus partes íntimas.

Pero los jueces Mario Abanto, Enver Ramos y Omar Suárez, unánimemente opinaron que el acusado es inocente porque “no ha sido posible considerar la responsabilidad del acusado por la insuficiente actividad probatoria desarrollada en juicio”, desconociendo el examen de ADN.

También desestimaron el certificado médico legal argumentando que “las lesiones que ha presentado la agraviada se debe a la falta de lubricación (…), pues por su edad la lubricación es menor y necesita lubricantes artificiales, así no es concluyente que la relación se haya realizado mediante violencia”.

Tras el polémico fallo, la Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Celendín ha interpuesto recurso de apelación y el caso será revisado por la Sala Penal de Apelaciones de la Corte Superior de Justicia de Cajamarca.