Panorama Cajamarquino

El drama de la migración venezolana

La migración venezolana es una tragedia en sí misma: un país tan rico en recursos naturales es incapaz de brindar calidad de vida a sus habitantes afectados por la dictadura, corrupción, pugnas políticas y azotadas por la crisis económica.

VENEZOLANOS PARTICIPAN EN HECHOS DELICTIVOS

A raíz de los últimos acontecimientos, en los cuales inmigrantes venezolanos han participado en hechos delictivos (ver caso de la sanguinaria banda criminal Los malditos del tren de Aragua), es urgente que el Estado peruano desarrolle una adecuada política migratoria que articule al inmigrante en una economía todavía pequeña, mayoritariamente informal y con servicios públicos insuficientes para atender la demanda creciente.

Una cosa es xenofobia (con la no se puede estar de acuerdo), y otra muy distinta es exigir al gobierno un trato equitativo para extranjeros y connacionales en temas laborales y especialmente en el permiso de ingreso al país con previo conocimiento de sus antecedentes penales, judiciales y policiales.

VENEZOLANOS CREAN INCONVENIENTES

El ingreso masivo y desordenado de ciudadanos venezolanos al Perú ya está generando inconvenientes, y muchos peruanos están asumiendo que los venezolanos representan una competencia desigual respecto al trato que el propio Estado Peruano les da a los recién llegados y que no es equiparable al que países como Venezuela o Chile brindan a los extranjeros.

FACILIDADES

Por ejemplo, en Chile a los residentes peruanos no les otorgan fácilmente acceso a brevetes para el manejo de vehículos de transporte público si no cumplen primero con la presentación de documentación original y fedateada por Cancillería y otras entidades públicas peruanas. En cambio, en el Perú se observan casos de transportistas venezolanos que sí han accedido con facilidad a la licencia con apenas declaraciones juradas y otros papeles accesorios que no requieren certificación.

COMPETENCIA LABORAL ENTRE JÓVENES PERUANOS Y VENEZOLANOS

Muchos jóvenes peruanos que comienzan a buscar puestos laborales en el amplio sector informal peruano a nivel urbano, ahora sienten que deben competir en desventaja con extranjeros que harán lo mismo pero que poseen supuestos títulos académicos y están dispuestos a rematar su fuerza de trabajo a costos más bajos que el habitual —y paupérrimo— mercado laboral peruano, sobre todo en el sector comercio (la segunda actividad que más PEA concentra en el país).

Mientras continúe este desorden, el Perú se perjudicará.

YA SON CASI 400 MIL VENEZOLANOS EN EL PERÚ

El número de venezolanos en el Perú ya supera los 353 mil al 27 de junio, informó el superintendente nacional de Migraciones, Eduardo Sevilla Echevarría.

De ese total, sólo 53 mil tiene el Permiso Temporal de Permanencia (PTP), necesario para regularizar su situación migratoria, trabajar y tributar, así como acceder a servicios básicos de salud y educación.

PORCENTAJES DE HOMBRES MUJERES Y NIÑOS VENEZOLANOS EN EL PAÍS

A propósito del primer congreso internacional sobre inmigración, que se desarrolló en Lima, Sevilla precisó que del total de beneficiarios del PTP 58% son hombres, 42% son mujeres y el 10% son menores de edad, según cifras de su institución.

Para el funcionario, es necesaria una respuesta regional de manera articulada con las autoridades migratorias de la región y los organismos especializados del sistema de Naciones Unidas, con normas migratorias que se adecuan a la actual dinámica.

NOS HEMOS CONVERTIDO EN UN PAÍS DE INMIGRANTES.

Sevilla dijo que el Perú dejó de ser un país de emigrantes para convertirse en un país de inmigrantes, situación que requiere esfuerzo de las autoridades para atender esta nueva realidad dentro del orden y la ley.

SOLIDARIDAD

Algunos despistados o corruptos dicen que, siempre y cuando ello conduzca a la defenestración de Nicolás Maduro, debemos expresar solidaridad con el pueblo venezolano. La verdad es que sí hay que ser solidarios, pero con realismo. ¿Quién se solidarizaba con los miles de peruanos que en la década de 1980 eran rechazados en los aeropuertos de España y otros países europeos? ¿Quién se solidariza con los peruanos que sufren y fallecen en gran número en hospitales criminalmente desabastecidos y saboteados por el destructor régimen antiperuano que grita contra Venezuela? ¿Dónde están los solidarios que pidan la venida de Médicos sin Fronteras o que clamen por hospitales de campaña ante la cobarde agresión que en la atención de salud sufre el pueblo peruano por parte de sus gobernantes? ¿Dónde está la solidaridad internacional cuando el régimen cleptocrático mira impasible cómo su consentida y azuzada delincuencia común7 diezma, desmoraliza y aterroriza a los ciudadanos? ¿Dónde está la solidaridad internacional que pida fuerzas de Naciones Unidas que protejan nuestra frontera del sur ante el colapso de nuestra desmoralizada fuerza armada?

SEGUIRÁN LLEGANDO MÁS

Tengamos presente que han llegado —y posiblemente seguirán llegando— miles de venezolanos que se han sentido alentados al oír la gritería que contra Maduro han desatado en el Perú los políticos. Si en vez de eso los mencionados ignorantones y corruptos hubieran guardado prudente silencio, muchos venezolanos habrían dudado antes de venir al Perú.

LA EXPLICACIÓN DE LOS ESPECIALISTAS

Aproximadamente 800 ciudadanos venezolanos ingresan al Perú a diario, según cifras de la Superintendencia Nacional de Migraciones. Hasta la fecha, se calcula que la población venezolana en el país alcanza casi los 400 mil. Esta cifra que ha generado opiniones divididas entre los peruanos.

Mientras que algunos sectores apelan a la solidaridad para abrir nuestras fronteras; sin embargo, otros consideran que es tiempo de detener la ola migratoria debido al supuesto impacto negativo que provoca en la economía del país.

PARA GUSTAVO LOAYZA, director de la carrera de Economía de la Universidad Continental, el ingreso masivo de venezolanos afecta varios frentes de nuestra economía.

“El primero es el incremento de la informalidad laboral. Del total de migrantes, solo 4.600 están en planilla, lo que representa el 0.15% de la Población Económicamente Activa (PEA) formal del país. El resto se dedica, por lo general, al comercio ambulatorio o trabajan en empleos informales”.

Esto, a su vez, repercute en el desorden comercial, la competencia ilegal y la evasión de impuestos, agregó Loayza. Y, en segundo lugar, explica el especialista, el Gobierno peruano tendrá que asignar más recursos para los servicios públicos.

“El impacto, en este caso, es directamente proporcional a la cantidad de venezolanos que logren el Permiso Temporal de Permanencia (PTP). Hasta la fecha, hay 26,600 venezolanos que cuentan con este permiso. Eso les permite acceder no solo a trabajos formales, sino también a escuelas públicas, servicios de salud públicos, entre otros, que demandan más inversión por parte del Estado Peruano”.

OLA MIGRATORIA NO SOLO AFECTA LA ECONOMÍA DEL PAÍS, SINO LA ESTRUCTURA SOCIAL

Por otro lado, esta ola migratoria no solo impacta en la economía del país, sino en la estructura social. De acuerdo al sociólogo Jorge Salcedo, quien es profesor en la mencionada universidad, el mercado peruano, sobre todo en el sector servicios y atención al público, prefiere realizar contrataciones teniendo como base la apariencia física de los postulantes, lo que genera conflicto.

“El racismo y la discriminación en el Perú tiene una ecuación bastante compleja. Aquí discriminamos por el fenotipo (apariencia), nivel socioeconómico, origen regional y educación”, apuntó el especialista.

Fuente: Raúl Alfonso Allain Vega. Escritor, poeta, editor y sociólogo. Presidente del Instituto Peruano de la Juventud y director del sello independiente Río Negro. América Tv, Revista digital Con nuestro Perú.

Deja un comentario